El “Lado Oscuro” de la Creatividad

EL 03/4/2016

Como si fuera una broma de la vida, podríamos decir que la creatividad es una dulce ironía dialéctica. De esta manera, lo que en el pasado fue una idea creativa, hoy quizás se requiera de otra solución novedosa para resolver o mejorar lo que alguna vez el ser humano creó.

Ejemplos para explicar este lío pueden ser el automóvil, la Internet, el iPhone, entre otros. Todos estos inventos han generado mucha ventaja en el desarrollo de nuestra evolución, pero también han conducido sin querer, en otros problemas (que necesitamos resolver de manera creativa). Así pues el automóvil nos simplificó la manera de movernos de un lugar a otro, pero trajo consigo la contaminación; la Internet simplificó muchas acciones de conducta humana, pero también nos ha facilitado la vida en exceso y el iPhone nos ha ayudado a tener todo a la mano, pero nos ha vuelto poco sociales y de paso caernos por estar chateando.

Entonces la creatividad es como Anakin Skywalker/Dark Vader quien por un lado era bueno, lleno de "La Fuerza", pero también conducido por su “Lado Oscuro”. Así pues, con el pasar del tiempo, buscamos “La Fuerza” de la creatividad en pro de un progreso social ¿acaso aquellos que crearon el automóvil, incluso Apple, desarrollaron esas innovaciones con un fin destructivo? Para nada… El hombre tiene como columna vertebral la creatividad y a la innovación. Estamos “diseñados” para crear cosas y sobrevivir, quizás por eso hemos evolucionado más que otros animales y hemos generado, a través del tiempo, procesos para crear nuevas soluciones a distintos problemas y también en generar nuevas opciones de vida.

Todos somos creativos (ese cliché certero), está en nuestros adn, y hemos evolucionado no solo por cuestión genética, sino por ese gen creativo (los memesal que hace referencia Richard Dawkins en su libro “El Gen Egoista”); sin creatividad no existiríamos, tendríamos nuestros días contados. Pensemos un caso cercano: el Whatsapp (u otros sistemas de mensajería online) han ayudado a acortar distancias, eso no hay que dudarlo, pero el constante agite y la necesidad de la inmediatez ha hecho que escribir en esos medios de mensajería digital se haga mediante breves expresiones como “ke +” en vez de qué más, “tqm” en vez de te quiero mucho, “xq” en vez de por qué o porque, entre otros ejemplos... Es que a veces nos tienta el "Lado Oscuro".

 

También están los ejemplos que comenta Csikszentmihalyi en su obra “Creatividad: El fluir y la psicología del descubrimiento y la invención” cuando habla acerca del comienzo del declive del Imperio Romano, en una época donde ellos se consideraban los mejores y lo tenían todo optaron por dedicarse más al despilfarro que a la idea de seguir creando para seguir existiendo como potencia (al parecer creyeron que si para esa época ya lo tenían “todo”, para qué seguir creando…); y por otro lado, lo que para la época del Imperio Romano (y contexto) fue un éxito, tal como el fascismo, años después se vuelve una idea peligrosa. En síntesis:

La creatividad es “La Fuerza” que hay que saber conducir, si no, habrá que atenerse al “Lado Oscuro”.

Créanlo o no, la creatividad está incrustada en nuestra vida y por tanto es una generadora de cultura; por lo tanto hay que cultivarla desde la infancia, a pesar que ésta sea una prueba beta constante… total somos humanos y nos equivocamos (equivocarse, otro “error” fortuito que nos lleva a ser mejores). Lo importante es mantener "La Fuerza" viva, y no dejarnos caer en el "Lado Oscuro". 

CODA: Si usted es un Jedi, un Sith o un fanático de Star Wars le pido perdón si le ofendí de alguna manera… “Que La Fuerza lo acompañe”

Escrito por :José Miguel Mejía Profesor, asesor y comunicador organizacional que busca constantemente la creatividad, la innovación y el emprendimiento. Soy fan de los post-it y los marcadores (Ñapa: trabajo con temas de Cocina y Storytelling).