Eventos de ofertas para vender más y evangelizar en digital

EL 06/24/2016

Internet aparece como una oferta continua a través de nuevos modelos, como son los portales de ofertas.

Como casi todo en el mundo del comercio en general y del electrónico, en particular, nos llega de Estados Unidos, La Meca de los negocios. No sólo contamos con la influencia emprendedora de Silicon Valley, el centro neurálgico mundial de los negocios tecnológicos, donde se reúne el talento avanzado del mundo, un lugar que todos los países del mundo quieren, por un lado emular, con un sitio similar en su suelo, pero también quiere contar con sus mejores bazas in situ, en territorio americano. Contamos, además, con muchas de sus iniciativas comerciales. En marketing y técnicas de ventas. Y es aquí donde aparecen las jornadas dedicadas a las ofertas, ahora también desde la red.

Como decimos, estos eventos de promoción y ofertas por internet van llegando poco a poco a todos los sitios. Y lo hace desde su lugar de origen y a través de una de las festividades clave del calendario del país más influyente del mundo, el Día de Acción de Gracias. Del Black Friday al Cybermonday o a las más modernas y novedosas nomenclaturas como el Hot Sale, instaurado en Colombia con la labor promocional de la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico-CCCE. ¿Qué importancia tienen estos eventos? ¿Es sólo un lugar donde lograr ventas? ¿Prioriza uno o dos días de muchas ventas y penaliza las ventas posteriores como ya se apunta en algún sector? Son algunas preguntas que nos hacemos en el sector y que ya cuentan con voces dispares, o con análisis no  tan optimistas. Está claro que en USA, por su cultura y el comportamiento del mercado norteamericano, no tienen discusión.

A tradición, se unen resultados, sin necesidad que éstos afecten al resto de días de compras. En Colombia, los resultados están ahí. Las ventas se disparan en esos días, en los que algunos operadores llegan a lograr aumento de ventas del doble o el triple de un día de ventas normal. La pregunta es: ¿se vende más en esos días e influye en las ventas posteriores? En algunos lugares, el éxito ha supuesto el inicio de la campaña de Navidad, a la que ha podido afectar en volumen. Todo esto, está por ver en futuras ediciones.

Eso sí, aparecen también mismos nombres con diferentes fechas —un intento de localizar el fenómeno importado—, como el nuevo Black Friday en Colombia, promocionado por el portal de ofertas online Loencontraste.com, y que se celebró por primera vez en el mes de mayo (y no previo a la Navidad, como es tradición), buscando el efectivo de la prima de mitad de año, previa al período vacacional. En la cocina de esta decisión, está una lógica aplastante: uno compra más, primero cuando tiene más plata (prima) y cuando tiene más tiempo (vacaciones). El cambio adelgaza la saturación de ofertas y campañas en la Navidad e incide en otro momento. Desestacionalizar las compras es otra de las grandes batallas del comercio en todo el mundo. Se busca recurrencia y unas ventas homogéneas durante todo el año.  

Espacios de desarrollo eCommerce

Ni que decir tiene que estos eventos cubren una doble necesidad en los distintos actores que acuden: vender más, incluso eliminar el molesto stock, sobre todo en aquellos negocios que viven de la temporalidad de sus productos (moda, por ejemplo) y, por otra parte, ayudar a generalizar el uso de la red para las ventas, no sólo de aquellos pure players online, sino para —y aquí llega lo importante— los cada vez más negocios con tienda física que quieren tener presencia digital, pero como un nuevo canal de venta que, sin duda, te permite mejorar tus ingresos, incrementar tu influencia, ganar en penetración de marca y, como decía uno de los responsables de un conocido portal colombiano de ventas online, permite que los clientes “conozcan mejor nuestra propuesta de valor”.

“Son espacios de indudable valor para el desarrollo del comercio electrónico en Colombia”, dice Victoria Virviescas, directora ejecutiva de la CCCE.

 Victoria Virviescas, directora ejecutiva de la CCCE, nos habla de estos eventos  —el Cyberlunes y el Hot Sale, ambos con la marca del gremio digital—  como “espacios de indudable valor para le desarrollo del comercio electrónico en Colombia”, e incluso desde el Ministerio de las TIC promueven este tipo de iniciativas  “para que el comercio electrónico siga creciendo en el país”, en una de las mayores apuestas realizadas en Colombia, que se encuentra, por ejemplo, en los primeros lugares de penetración de internet. Programas como Vive Digital así lo atestiguan. Aunque, como dicen los expertos, todavía queda mucho camino por recorrer, sobre todo en las zonas más rurales.

Así es que, más que ser un lugar de limpieza de almacén, los eventos de ofertas,  son espacios en los que los clientes, además de encontrar productos a precios más económicos, pueden liberarse del vértigo —cada vez menor— de comprar online. Y, de paso —no lo dudemos— lleguen a convencer con su actitud a más actores económicos —comerciantes, restauradores, etc…— a que se lancen a la aventura de las ventas online. Se trata de una acción evangelizadora para convencer a más colombianos de que comprar por internet es cómodo, más económico y, sobre todo, muy seguro, otra de las tradicionales barreras a la proliferación del sector.

Estos eventos no son los únicos. Internet aparece como una oferta continua a través de nuevos modelos, como son los portales de ofertas.