¿Por qué 2017 es el año de las inmobiliarias?

EL 04/6/2017

Crear empresas inmobiliarias para gestionar patrimonios familiares se va a poner de moda, desde ahora, hasta la siguiente reforma tributaria

La persona natural  que arriende inmuebles está condenado a tributar por el 90% de su ingreso, quien lo haga a través de una empresa, lo hace por la utilidad real, por lo que recibió menos lo que se gastó.

El 2017 debería ser el año con la mayor cantidad de  empresas inmobiliarias, no porque el negocio se haya disparado –lo contrario - sino porque en términos de impuestos, pobre de aquel que viva de la renta.  

La lógica antes de la reforma era que todos los ingresos de las personas  se sumaban restando  costos  y deducciones.  Si se ganaba mucho en salario, pero se perdía en inversiones, las cuentas se compensaban, bien por el equilibrio natural de las cosas, o por la magia del contador de turno.

Ahora tenemos la lógica de las peras y las manzanas, que no se suman. El ingreso laboral no se suma con las rentas de pensiones o de capital, cada uno tiene sus propias deducciones  y sus propias limitaciones.

Rentas de capital: “… los obtenidos por concepto de intereses, rendimientos financieros, arrendamientos, regalías y explotación de la propiedad intelectual”

Para hacerlo más sencillo, supongamos arrendamientos: Con el texto de la nueva Ley, quien tenga este tipo de ingresos debe independizarlos, separarlos de las otras rentas y asignarle sus propios descuentos y deducciones.

Por arrendamiento por ejemplo, se pueden imputar las reparaciones locativas, los gastos en asesoría jurídica, la comisión  de la inmobiliaria, el impuesto  predial del bien.

El problema radica en que la norma establece  como limite que se pueden restar las rentas exentas y deducciones siempre que no excedan del 10% del ingreso  y en todo caso no excedan de $2.654.917 (2017) mensuales.

Es una limitación muy  exigente pues la sola comisión inmobiliaria corresponde a un canon de arrendamiento por año, es decir el 8% del ingreso, si a eso se le suma el valor de la administración y cualquier gasto locativo,  se va a superar ampliamente el límite del 10%.

El 2017 será el año de las inmobiliarias, porque a diferencia de las personas naturales si una empresa arrienda un inmueble, puede imputar las deducciones sin ningún límite, reducir el 20%, el 40% o el 70% con la sola limitación razonable de que esos costos y deducciones cumplan con los requisitos generales para su procedencia.

La diferencia es abismal, quien como persona natural arriende inmuebles está condenado a tributar por el 90% de su ingreso, quien lo haga a través de una empresa, lo hace por la utilidad real, por lo que recibió menos lo que se gastó.

Crear empresas inmobiliarias para gestionar patrimonios familiares se va a poner de moda, desde ahora, hasta la siguiente reforma tributaria.

 

Encuéntranos en twitter @glcinforma o en el correo [email protected] Si desea más información sobre gestión o creación de empresa en Colombia contactenos.

*La información, cifras y contenido del presente artículo son Propiedad Intelectual de Gestión Legal Colombia Consultores. Cualquier copia del mismo sin previa autorización del Divulgador (RevistaMprende) y del Creador (Gestión Legal Colombia Consultores S.A.S.) están prohibidas.