Sancionar a un empleado

EL 10/6/2014

En las relaciones entre los empleados y las empresas existen diferentes tipos de sanciones más allá del despido, y hay un procedimiento para su imposición. Ignorar la posibilidad de otras sanciones y el procedimiento para imponerlas es la base del 80% de las consultas que realizan varios  de nuestros clientes  sobre derecho laboral. 

El empresario tiene una fijación con el despido, ignorando que es posible imponer:

LLAMADOS DE ATENCIÓN. Verbales y escritos cuando una falta no es realmente significativa.

SUSPENSION DEL TRABAJO.  Es interrumpir el contrato de trabajo sin pago, para faltas más calificadas,  no puede exceder de ocho (8) días por la primera vez, ni de dos (2) meses en caso de reincidencia de cualquier grado

MULTAS.  Se usan para retrasos o faltas a trabajar de manera injustificada y se suelen acompañar del no pago por el tiempo que se abstuvo de trabajar; no puede exceder de la quinta (5a) parte del salario de un (1) día, y su importe se consigna en una cuenta especial, para dedicarse exclusivamente a premios o regalos para los trabajadores del establecimiento.

La decisión frente a qué sanción imponer debe tener en cuenta  una escala de falta  que no es igual para todo tipo de compañía, en atención al objeto que realiza y a las funciones de cada uno de sus empleados. Llegar tarde 5 minutos a trabajar no es igual para una secretaria que para un controlador aéreo, dormirse en el trabajo no es igual para un vendedor que para un salvavidas.

Sin exagerar en los ejemplos, en toda empresa hay diferentes roles que por su grado de responsabilidad pueden tener un esquema de faltas diferentes y merece mayor sanción por los eventuales perjuicios que puede generar a la compañía

En la practica, el despido es la sanción mayor de toda relación laboral, pero jurídicamente no lo es, se trata de una prerrogativa de terminar el contrato de trabajo con o sin justa causa.

Ninguna sanción, ni el despido que sin serlo se parece mucho, puede imponerse sin asegurarle al trabajador el derecho a defenderse, a contar con un procedimiento justo.   Esta es la razón por la que no suelen imponerse en el tráfico empresarial,  pues el empleador no puede imponer a sus trabajadores sanciones no previstas en el reglamento, en pacto, en convención colectiva, en fallo arbitral o en contrato individual.

La pregunta es señor emprendedor, mañana empresario, ¿Puede  su empresa imponer sanciones? ¿Tienen reglamento interno de trabajo o  sus contratos lo permiten? La respuesta casi siempre es no.

Entonces la conclusión inicial estaba errada. El empresario  no tiene una fijación con el despido, es que no está preparado para nada más.

Si tiene cualquier duda, respecto a la gestión jurídica de empresas, puede consultarnos en [email protected]. Nuestra página web. http://www.gestionlegalcolombia.com/crear-empresa-en-colombia.html

Nuestro Blog sobre crear empresa http://crearempresacolombia.blogspot.com/