Cooperación: la nueva forma de hacer negocios.

EL 06/29/2015

Identificar nuevos socios de negocio y promover la cooperación entre colegas al interior de la industria, se ha convertido en una de las tareas por excelencia de las grandes compañías a la hora de alcanzar las metas de sustentabilidad.

Es claro que en el mundo de los negocios las empresas no están solas. Pensar en organizaciones aisladas resultaría absurdo, máxime cuando cada vez más el contexto organizacional interactúa con sus clientes internos, externos y la comunidad, para consolidar las relaciones presentes y futuras.

Tejer redes de cooperación

Hoy en día el establecer redes de cooperación obedece más a una decisión estratégica y de continuidad en el mercado, que a una motivación netamente de reducción de costos. El éxito e impacto de estas redes, dependerá en buena medida de la sensatez en las relaciones que se establezcan y el compromiso en la consolidación y sostenimiento de las mismas.  

Las etapas que se describen a continuación podrán servirle de base hacia un mayor ciclo de vida y alcance de la cooperación, con colaboradores, clientes, proveedores, colegas, socios e incluso la comunidad.

Etapa 1 - Evaluación estratégica: identifique sus competencias, objetivos y seleccione las actividades y procesos en los que requiera cooperación y consecución de aliados.

Etapa 2 - Identificación de necesidades: comprenda cada uno de sus procesos, priorícelos, delimite las relaciones, dependencias involucradas y enfoque de cooperación; en esa medida, podrá establecer con mayor precisión el tipo de proveedores y aliados que requiere.

Etapa 3 - Selección del cooperante: establezca los criterios de selección, perfil, posibles aliados.  Evite caer en las trampas de la fama y el renombre, analice los riesgos. No se apresure.  Vincular agentes externos a la compañía es importante, así que tómese el tiempo para hacerlo.

Etapa 4 - Puesta en marcha: si la relación de cooperación y trabajo conjunto es con un proveedor, procure delimitar las responsabilidades, alcances, requerimientos y esquema de trabajo.

Etapa 5 - Seguimiento: Designe responsables en la administración de las relaciones de cooperación y alianzas. Mantenga comunicación permanente, resuelva problemas, gestione procesos, tiempos, cumplimientos y consolide una relación estable con sus cooperantes y aliados.

Etapa 6 - Evaluación: las asociaciones con proveedores pueden mantenerse a lo largo de los años o bien pueden requerir cambios.  Para saber si continuar, modificar o dar por terminada la relación evalúe permanentemente el proceso.

Un esquema de cooperación en el modelo de negocio es una fuente de ventaja competitiva y generación de valor. Para relaciones efectivas y duraderas, no pierda de vista su beneficio estratégico, necesidades e intereses, criterios de selección, negociación y evaluación, y el mejoramiento continuo y potencialidad de las alianzas y acciones conjuntas, en beneficio de las partes, sus clientes y la comunidad.

“Este artículo ha sido patrocinado por P&G, todas las opiniones expresadas son del autor”