3 pasos del liderazgo de valor en las organizaciones

EL 07/27/2015

“Las organizaciones buscan hoy líderes, que sean capaces de asumir retos, solucionar problemas, y permear una cultura de alto desempeño hacia los demás”

Sincerémonos, no siempre admitimos que cometimos un error, y menos aún en público.  Pero este desafío de ser sinceros, honestos con nosotros mismos, es el primer gran paso hacia un liderazgo de valor.  Las organizaciones buscan hoy líderes, que sean capaces de asumir retos, solucionar problemas, y permear una cultura de alto desempeño hacia los demás. Líderes de este tipo logran superar estos desafíos, en gran medida, por la gestión de sus errores.

La gestión de errores para los líderes de valor (o mejor dicho, con valor) se da en tres pasos.

  1. Inicia con la asimilación de una verdad: todos cometemos errores, constantemente, diariamente, y normalmente involuntariamente. No lo sabemos todo, no somos lo mejores en todo lo que nuestra organización necesita. Por ello, entra más rápido seamos capaces de aceptar esta verdad, lograremos una mejor gestión en nuestro trabajo.

  2. Con demostración de carácter e integridad, al ser honestos consigo mismos y con su equipo. Requiere de coraje mostrarse ante otros como alguien que falló.

  3. Aceptarlo no cambia la realidad. La realidad cambia si actuamos, si gestionamos recursos y personas basados en la situación puntual que tenemos que superar.

Estos tres pasos en sí mismos encierran el secreto de una gestión de valor.  Saber que no podemos controlarlo todo, y que frecuentemente cometemos errores, nos permite trabajar sobre planes concretos donde buscamos minimizar los riesgos y mejorar nuestros resultados.  Sincerarnos con nosotros mismos, y ante nuestro equipo, da transparencia hacia los demás, un ejemplo de lo que se espera de todos: que admitamos las fallas . Y, muy especialmente, tener claro que aceptar las fallas debe fomentar un proceso constructivo y de mejoramiento. Podemos identificar causas y solucionar las consecuencias que puedan venir de estas.  

Permítase preguntarse en qué falló hoy, que pudo hacer diferente para que el resultado deseado fuese mejor. Sincérese, sea claro consigo mismo y los demás en que cometió un error, y así puede iniciar una fase increíble de mejoras. Usted puede, con ejemplo hacia los demás, generar resultados positivos con su liderazgo inspirador. Entonces, gestione sus errores, y pregúntese: ¿qué aprendí hoy?

Sobre Estractica :

J.Luis.O es autor del libro Estrategia? Táctica? El ABC y 123 para llevar la estrategia a la práctica, en el cual se presenta una metodología sencilla y eficaz para desarrollar pensamiento estratégico a partir de la realidad empresarial en la que se encuentra su negocio, y llevarlo a la práctica con éxito.

Foto shutterstock