Estrategia con Iniciativas.

EL 04/28/2014

Toda buena receta de cocina tiene un orden de preparación para indicar como deberían darse los pasos y asegurar un buen plato.  No basta con conocer cuáles son los ingredientes, también es necesario saber en qué orden manipularlos y por cuanto tiempo.  Pues bien, una planeación estratégica también tiene su receta que debe seguirse al pie de la letra para degustar buenos resultados.

Toda buena receta de cocina tiene un orden de preparación para indicar como deberían darse los pasos y asegurar un buen plato.  No basta con conocer cuáles son los ingredientes, también es necesario saber en qué orden manipularlos y por cuanto tiempo.  Pues bien, una planeación estratégica también tiene su receta que debe seguirse al pie de la letra para degustar buenos resultados.

La receta estratégica esta compuesta de iniciativas, y estas ofrecen una guía para darle sentido a cada plan de trabajo que ejecutemos. Las iniciativas debemos entenderlas como platos principales que debemos preparar, que tienen una finalidad a degustar; que en nuestro ámbito empresarial significa que deben ayudarnos a degustar rentabilidad, crecimiento, y creación de una ventaja competitiva.

Podemos formular las iniciativas de múltiples formas, pero debe ser simple y práctico.  Para esto, la receta estratégica debe basarse en una matriz de evaluación como guía, que ayude a entender nuestros desafíos, oportunidades y opciones.  Una forma de hacerlo seria la evaluación de su realidad empresarial utilizando la matriz DOFA, la cual es muy poderosa para identificar riesgos, oportunidades, limitaciones y ventajas.  Sin embargo, identificar estos ingredientes sin una receta para trabajarlos no nos permitirá degustar buenos resultados.  Se hace entonces necesario avanzar un poco mas mediante iniciativas que mezclen estos ingredientes (Riesgos – Oportunidades – Limitaciones - Ventajas) y generen planes de trabajo y acciones encaminadas.

Intente entonces hacer el ejercicio, analice su realidad empresarial e identifique todos aquellos elementos que pueden generarle riesgos, oportunidades, ventajas o limitaciones.  Priorice los mismos según el impacto que puedan tener en su organización, conjúguelos, y construya iniciativas para trabajar dentro de su empresa siguiendo una receta especial: DREC.  La receta estratégica DREC esta compuesta de cuatro tipos de iniciativas según el análisis de la situación de la compañía, y da claridad sobre qué tipo acciones debemos emprender.  La receta DREC representa las siglas y el orden de las iniciativas que se deben generar al cruzar las variables y prioridades de su análisis empresarial.  

Concretamente, su receta estratégica debe contar con iniciativas que muevan su empresa hacia la Diferenciación, la Rentabilidad, la Eficiencia, y el Crecimiento.  Entonces, ¿Ya intentó preparar su receta estratégica?  ¿Degustó sus resultados?